Un destello muy brillante se observó a lo largo de miles de kilómetros sobre Rusia a las 00:22 hora local del 7 de enero de 2018 (20:22 UTC,