Una profecía bíblica del ‘fin de los días’ puede hacerse realidad después de que los peces fueron vistos nadando en el Mar Muerto, cumpliendo con la visión del