Decenas de miles de israelíes salieron a las calles el sábado contra el manejo del primer ministro Benjamin Netanyahu de la pandemia de coronavirus.