Investigadores japoneses han descubierto que los peces machos alimentados con isoflavonas de soja, eventualmente se convierten en "hembras".