Un estudio internacional realizado por investigadores de EE.UU. e Irán ha descubierto que el aceite de semilla de calabaza puede reducir potencialmente el riesgo de hipertensión en las